Saltar al contenido

Cuaderno de Despoblación – 2

Emprendimiento en entornos rurales

Resumen

El emprendimiento en zonas rurales impacta positivamente en el crecimiento económico al generar incremento en los niveles de renta debido a las transacciones comerciales locales y regionales, también propicia la creación y conservación de empleo. Esta situación a su vez contribuirá a la regeneración poblacional de estas zonas y, en su caso, retener el talento joven que en otras circunstancias deben de acudir a la ciudad para acrecentar sus posibilidades de inserción laboral.

Sectores como el emprendimiento orgánico, azul y renovable tienen un gran potencial en entornos rurales debido a la abundancia de recursos naturales. Sin embargo, se enfrentan a desafíos como la falta de infraestructuras, recursos, conocimientos, personal, entre otros. A diferencia de las ciudades donde la actividad emprendedora cuenta con una elevada dotación de medios por parte de instituciones públicas, universidades, viveros de empresas, aceleradoras, entre otros, quienes dan soporte a cualquier tipo de proyecto empresarial.

En línea con lo anterior, el desarrollo del emprendimiento rural requiere adaptabilidad y afianzar las iniciativas empresariales existentes y promover nuevos proyectos. Para ello, es necesario sensibilizar a la población de estas regiones, de los beneficios económicos y sociales de la actividad emprendedora, en especial, en la detección de oportunidades que propicia la digitalización y la automatización en el entorno rural.

El presente cuaderno recoge tanto las dificultades como las ventajas que enfrentan los emprendedores en entornos rurales, destacando el entusiasmo de los participantes en la jornada sobre emprendimiento y entorno rural por impulsar el desarrollo local, la formación de sólidos vínculos asociativos y la conexión inherente con la naturaleza y con el desarrollo de negocios circulares entre otros aspectos relevantes. Asimismo, también pusieron de manifiesto los importantes desafíos que han de encarar, como la escasa demanda a la que sirven, especialmente significativa en determinados sectores, la limitada accesibilidad a servicios públicos para iniciar un negocio y los inconvenientes administrativos – la complejidad administrativa – que desmotivan la iniciativa emprendedora.

En este contexto, los emprendedores expresan la imperiosa necesidad de implementar políticas públicas que fomenten el emprendimiento en zonas despobladas. Entre las sugeridas se encuentran la reducción de impuestos y la disminución de trabas administrativas en procesos para obtener las licencias de actividad y altas en registros laborales.

Palabras clave: Emprendimiento en zonas rurales, regeneración poblacional, economía circular.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *